Receta de Gastroterapia

Con 1 Manzana y un puñado de Cerezas…

Mi merienda, una manzana y cerezas.

Si, eso era lo que quedaba de fruta en la nevera junto con pocas cosas más antes de salir el viernes pasado caminito del super para hacer la compra. Rebuscando en el congelador para completar mi lista, allá en el fondo habían unas cuantas obleas tirititando de frío… Cabeza pensante se dijo… “¿qué puedo hacer con ésto?” así que con ese pensamiento pillé el coche y para el super. Cuando pasé por la sección de Panadería/Pastelería me vino la inspiración… Che! Unos bocaditos de manzana!!!! y los visualicé, como un flash.

Creo que ha sido de las veces que más rápido he comprado porque no quería perder la inspiración, también te digo que para cocinar como tenga una idea, me emociono y me falta tiempo para colgarme el delantal y ponerme a la faena, asi que aquí va la receta del Jueves, sé que no es nada original, pero me quedó de rica….

dav

Ingredientes para 7 pastelitos, que fueron los que salieron con las obleas que tenía perdidas en el congelador:

  • 14 obleas para empanadillas
  • 1 Manzana Golden grandecita
  • 5 o 6 Cerezas
  • Limón
  • Canela
  • 1 sobre de Azúcar
  • Aceite de Oliva Virgen Extra

Utensilios y Menaje: Necesitarás

  • 1 bol pequeño
  • Film transparente
  • Tabla de cortar y cuchillo
  • Pincel de Silicona
  • 1 Cuchara y 1 Tenedor
  • Bolsas pequeñas de Congelación o Manga Pastelera
  • 1 plato pequeño

Ale, vamos al lío, ponte en delantal y…

Coge la manzana, lávala, pélala y pártela a dados, ponla en el bol junto con un chorrito de limón, un toque de canela y unas gotitas de aceite de oliva, mezcla bien y cubre con el film transparente. Mételo en el micro durante 7-8 minutos, bueno, también dependerá de tu micro, tienes que hacer un puré de manzana que no quede muy fino.

Mientras se va haciendo, dispón las  obleas en fila de a dos en la bancada de la cocina, reconozco que la mía es bastante grande, pero bueno, necesitas dos por pastelito, así que organízalo para pim-pam, pim-pam, pim-pam… tener tu cadena de producción rápida.

Aprovecha el papel sulfurizado que traen las obleas, nos vendrá francamente bien para hornearlas, no lo tires.

Una vez cocida la manzana, deja templar un poco y machaca con el tenedor hasta tener un puré, nada, con unas cuantas veces que aplastes basta, no tiene que quedar fino y delicado porque la idea es que tenga cierta consistencia cuando le demos un bocado al pastelito. Pásalo a un plato llano para que enfríe rápido y mételo en la manga pastelera.

Como yo no tengo manga pastelera, aprovecho las bolsas pequeñas de congelación, concentro el contenido en un pico de la bolsa y anudo, luego corto y ya tengo una manga desechable de primera.

Bien, nos vamos a la cadena de producción. Pon un poco en el centro de una de las hileras de las obleas, cuando termines, si te queda aún reparte entre las que tengan menos para que la cantidad sea más o menos la misma. Cuando acabes, ale! a la basura. la manga/bolsa, claro.

Ahora cubre las obleas con relleno con su “compañera”, y cierra. Puedes aplastar el borde con un tenedor pero yo prefiero ir girando hacia adentro los bordes en forma de cordoncillo, como ves en las fotos, y una vez las tengas todas cerradas, sólo tienes que coger el papel sulfurizado de cada una e irlas disponiendo en la placa del horno que estaremos pre calentando a 180ºC durante mientras estamos liadas con la manga, las obleas, etc…

Pastelitos sin hornear...

Corta las cerezas en dos, saca el hueso y disponlas en un platito. Coge las 7 medias mitades más bonitas que te hayan quedado y corona en el centro de cada pastelito.

Vierte unas gotitas de aceite de oliva virgen extra en cada oblea y pinta bien con el pincel de silicona, sobretodo los bordes, y coge el sobre de azúcar, espolvorea por encima de cada pastelito un poco, yo al final sólo utilicé medio sobrecito… y al horno con ellos!!!

En poco más de 20 minutos los tuve horneados, pero claro, eso también depende de cada horno, asi que, controla por tiempo y a ojímetro, que no se quemen. En poco tiempo olerá tu cocina a dulce, a canela y pensarás… ¡jo! deben estar impresionantes!…

Cuando oigas el Cling! es la hora de sacarlos o cuando los veas maravillosamente dorados, deja enfriar y espera al café para disfrutar… Estoy orgullosa con el resultado, la cata de los pastelitos fue un éxito, espero que para vosotr@s tambien sea así, pero tenemos un pequeño problemilla… ¿como llamamos a estos pastelitos? Os invito a bautizarlos, sed originales y mandarme nombres que entre todos lo elegiremos… espero vuestras propuestas.

Bueno, hasta aquí la receta de hoy, ya me diréis como os han quedado los pastelitos, también podéis mandar una fotos junto con el nombre que le queráis poner… las publicaré encantada y otra forma de que colaboréis en el blog.

Bueno, para que sea apta esta receta para tod@s, no hace falta mas que cambiar las obleas por aquellas sin gluten, respecto a los diabéticos, casi no lleva azúcar, apenas unos granitos, ya veis que ni siquiera he usado un sobrecito de azúcar entero, pero es alta en hidratos de carbono, por las obleas, la manzana… cosa que debemos tener en cuenta en estos casos, pero bueno, por uno que toméis, no pasa nada. reducir los hidratos en la siguiente ingesta y con eso compensareis, hay que darse algún caprichillo de vez en cuando, pero sin pasarse…

En fin, queridos tod@s, nos vemos el próximo Jueves con la Receta de la Semana que será…. ¡¡¡surprise!!!

Ah! No os olvidéis de darle al me gusta, que hay mucho espistao por ahí 🙂

Besotes, Cuiddiet.

 

2 comentarios en “Con 1 Manzana y un puñado de Cerezas…”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s