CONSEJOS Y CUIDADOS, Gastroterapia

“Cómo se vive con las Intolerancias Alimenticias…”

 

Lo “sin” hace años que está de moda y me parece muy bien, aunque personalmente prefiero lo “con”: con lactosa, con gluten, con todo… porque entre otras razones no soy intolerante a ninguna de estos elementos que nos brinda la madre naturaleza en forma de Hidratos de Carbono (Lactosa: disacárido formado por Glucosa+Galactosa, Fructosa, conocida popularmente como “el azúcar de la fruta” y tambien en vegetales como la zanahoria, la remolacha o la berenjena ) o Proteínas (Gluten: Grupo proteico contenido en algunos cereales), ) y demás…

Lo curioso es que esta forma de vida inmersa en lo “sin” lo llevan personas que realmente no son intolerantes pero han oído decir por ahí que es “más sano”, que “no engorda” y otras historias que les autoconvencen de los beneficios de la dieta libre de todo y rica en nada.

Lo “sin” nació, gracias a Dios, para facilitar la vida y por ende, la alimentación a todas aquellas personas que realmente si son intolerantes por carecer de enzimas, o no tener las suficientes, que los metabolice en el organismo y faciliten su digestión.

Es curioso ver como personas con supuesta intolerancia al Gluten evitan el trigo y sus derivados pero se hartan de centeno y espelta o los “nuevos” kamut, triticale… más antiguos que la tos, que por cierto, tienen gluten, o como los “intolerantes a la lactosa” se toman helados sin azúcar añadido pero con leche en su elaboración, flan de huevo (y leche) con una florecita de nata en heladerías varias por nuestro maravilloso país y asi muchos ejemplos.

 

Realmente, vivir con estas intolerancias es difícil para todas aquellas personas que realmente las parecen: Sigue leyendo ““Cómo se vive con las Intolerancias Alimenticias…””